Reseña episodio mitad de temporada The Walking Dead


Por Sebastián Osío


ALERTA DE SPOILER
Si no has visto este episodio aún, no leas esta reseña.

A pesar de un inicio intenso y memorable, la primera mitad de la temporada 7 de The Walking Dead ha sido de lo más lento y a veces, aburrido que ha tenido esta serie que sigo desde la segunda temporada. Ha pasado muy poco en esta temporada, y aunque nos presentaron nuevos personajes, como el Rey Ezekiel y su Kingdom, realmente no pasaba mucho que hiciera avanzar la historia.

Pero en este episodio, que también fue lento, sí se nota un cambio en sucesos, sí se nota un avance en la historia, especialmente al final. Pero ya voy a eso, vamos por orden.
Hay momentos de tensión en el episodio, para empezar, con Rick y Aaron buscando provisiones para los Saviors. Estas provisiones se encuentran en una lancha en medio de un lago infestado de walkers y para llegar a ellas debían usar un bote pequeño lleno de agujeros de bala y montarse en una canoa que estaba poco antes de la lancha. Ellos logran llegar y se encuentran una nota que dice felicidades por ganar, pero aún pierden con un dibujo de una mano mostrando el dedo medio. Rick y Aaron logran llevarse las provisiones pero vemos las botas del hombre que vive en la casa frente al lago, observándolos de lejos.
Mientras, Daryl logra escapar de la guarida de Negan, matando al Gordo Joey en el camino, y encontrándose con Jesus, quien lo lleva a Hilltop.
Y en Kingdom, Richard habla con Morgan y Carol, les pide que convenzan al Rey Ezekiel de luchar contra los Saviors.



Pero lo principal de este episodio es Negan en la casa de Rick y Carl, esperando el retorno de nuestro protagonista. Spencer llega de su expedición y se le ocurre fraternizar con Negan con una botella de licor, y hablarle de Rick en una partida de billar. Spencer le cuenta sobre Rick y propone que lo ponga a él a cargo. Al villano no le gusta la idea, no le agrada que él le pida que mate a Rick, que haga su trabajo sucio, y dice que Rick lo odia pero se tragó ese odio y ahora provee para él, que eso requiere agallas, y que Spencer, al hacer esto, muestra que no las tiene.
Negan procede a apuñalarlo y desparramar sus intestinos por el suelo para el horror de todos los testigos. Entonces Rosita, con la bala que le hizo Eugene en el episodio anterior, le dispara a Negan, solo para darle a Lucille, su bate. Esto enfurece al villano y Arat, la soldado de Negan que se encontraba ahí, tira a Rosita al piso y le pone un cuchillo en la garganta. Negan pregunta quién hizo la bala, y al no encontrar respuesta le dice a Arat que mate a alguien, y ella mata a Olivia.

Rick llega y se encuentra con esto. Negan le cuenta lo que pasó, le cuenta lo que hizo Carl, y le dice que le está demostrando lo razonable que es, vuelve a preguntar sobre la bala y Eugene confiesa, Negan se lo lleva y se va de Alexandria.
Michonne llega y habla con Rick sobre lo que vio en su aventura, sobre lo que deben hacer, que deben luchar, y Rick le dice ahora lo sé, ahora lo sé”.
Rick y compañía van a Hilltop, donde ahora está Daryl, y le dice a Maggie, tenías razón, desde el principio.




En conclusión, fue un episodio lento y personalmente me pareció decepcionante. El adelanto daba a creer que sería más intenso, al estilo de las mitades de temporada usuales de esta serie. Sin embargo marca el comienzo de la rebelión en contra de los Saviors: ahora Alexandria, Hilltop y Kingdom van a alzarse contra Negan. 

1 comentarios:

clic para ver los comentarios comentarios
21 de diciembre de 2016, 20:53 ×

Shabo, deberias mejorar el estilo de reseña que aplicas para este tipo de contenido, lo unico de aquí que se puede considerar reseña son las ultimas 4 lineas y aun asi no aportan nada, aunque legalmente sea una reseña deberías tal vez tocar otros aspectos de la serie o de la midseason de la serie como el tipo de producción que llevo, los efectos, la historia, una comparativa con su similar (el comic), etc.

Congrats bro Renato Galindo [595] you got PERTAMAX...! hehehehe...
Responder
avatar